Fideuà

Ahora que tengo más tiempo libre, además de incrementar las actividades de ocio habituales, estoy probando a elaborar algunas de mis comidas preferidas con más esmero y calma. Con la adquisición de un mortero he comenzado a preparar el allioli casero de nuevo y para probarlo, qué mejor que una buena fideuà.

La verdad es que me salió muy buena y me dio ánimos para continuar probando nuevas comidas elaboradas. Y es que las horas de Cooking Mama se tienen que notar. A continuación os dejo unas cuantas fotos de algunas de las comidas más atractivas visualmente.